2020-10-31 [Num. 798]


Shabat Sucot

Legislación de las fiestas

Este Shabat15 de Tishrei de 5781, 3 de octubre de 2020, coincide con Sucot. Se extraen del Arón Hakodesh dos rollos de la Torah, Levítico 22:26 al 23:44, y Números 29:12 al 29:16, que habla de las ofrendas que se llevaban el cuarto, quinto y sexto día. La Haftará será Zacarías 14:1 al 21.

Resumen

Sucot

Resumen del primer Rollo de la Torah

Levítico 22:26 a 23:44

Indica Dios con respecto a la humanidad que se debe tener en los sacrificios: Buey, cordero o cabra habrá de permanecer con su madre antes de ser sacrificado. Se prohíbe sacrificar al animal y a su cría el mismo día. Al no profanar el Nombre de Dios, será Santificado en el seno de Israel, El es Ado-nai que santifica a Israel.

Señala fechas que se deben festejar: Al séptimo día de la semana: Shabat; el catorce del primer mes (Nisan): Pésaj, para Ado-nay y el quince, la fiesta de los ácimos: Jag Hamatzot, durante siete días se han comer matzot, durante éstos días no se debe trabajar. Desde el día siguiente de la festividad, continúa la orden Divina, hasta el día siguiente de la séptima semana (día número 50), se llevaba otra ofrenda. Durante la plenitud de éste día (Shavuot), se realizaba una Convocación Santa durante la cual no se debía trabajar, siendo ésta una ley perpetua en donde quiera que se residiera, por generaciones.

Seguidamente se plantean las leyes de los derechos del pobre y del converso con respecto a la tierra, a quienes les correspondía el rincón del campo sembrado, y una parte de la espiga.

Continúa con las fechas recordando el primero del mes séptimo (Tishrei), día del toque del Shofar recordatorio (Rosh Hashaná) y el diez de éste mes, día de expiaciones: Iom Hakipurim, día de afligir las almas. Este día debe ser guardado como shabat día de descanso. Aquél que no se afligiere en éste día, será truncado de su pueblo; ley perpetua por generaciones en todas vuestras moradas.

A los quince días del mes séptimo, festividad de las cabañas será (Sucot), en el primer día habrá Convocación Santa y durante siete días se festejará, al octavo día Convocación Santa, Día de Asamblea (Sheminí Hatseret). De todas las festividades, se mencionan cuáles y cuándo se realizaban las ofrendas animales y vegetales, aparte de los sacrificios votivos y voluntarios ante Dios.

Desde el primer día de Sucot se toma: fruto de árbol hermoso (Etrog), Ramas de palmeras (Lulav), ramas de árboles frondosos (Adasim) y sauces del río (Aravot) y con esto se regocija ante Dios durante siete días, como ley perpetua. En las sucot hay que habitar durante siete días para que las generaciones venideras sepan que Dios hizo habitar en cabañas a los hijos de Israel cuando los sacó de Egipto.

Resumen del segundo Rollo de la Torah

Números 29:12 a 29:16

En el quince del mes séptimo, será Convocación Sagrada, se celebrará durante siete días, se describen las ofrendas que se debían llevar durante estos días, tanto las de animales como las vegetales.


Un encuentro con Dios, comentario a la Parashat Shabat Sucot por el Rabino Alfredo Goldschmidt del Centro Israelita de Bogotá.

Explicaciones

Levítico 23:2: “Habla a los hijos de Israel y diles: Estos son los plazos señalados por Ado-nai, los que habréis de proclamar, días de sagrada convocación. Estos son mis plazos señalados”.

El Rabino Marcos Edery Explica sobre los plazos señalados en la Torah, los cuales coinciden con el ritmo agrícola, y las estaciones solares, en éste caso Sucot coincide con la culminación de todos los trabajos del campo y la finalización de la recolección, marcando el inicio del otoño en la región de Israel. Es por eso, continúa Edery, que los sabios de Israel, después de minuciosos estudios astronómicos han instituido la institución del año embolismal. En Sefarad.es se expone una interesante explicación sobre el año  embolismal en el que se explica cómo el calendario hebreo es un año lunar que calcula con algoritmos para predecir la luna nueva y se realiza un ajuste al almanaque (al igual que el gregoriano), agregando un mes, el mes de Adar; ese año de ajuste se llama embolismal, en hebreo Shanah Meuvéret.

Por su parte Rambán (Najmánides), explica sobre los plazos señalados bajo el concepto de que todo el pueblo de Israel, donde quiera que viva, se reunirá para festejar y adorar a Dios y consagrarlo públicamente.

La celebración de Sucot y demás plazos festivos señalados en la Torah, aparte de la adoración a Dios en común, tiene un efecto de reforzar la identidad entre todos los judíos del mundo, aunque las costumbres difieran, todos aman y reverencian a un solo Dios, el Dios de Israel. Todos los judíos tienen un fin en común, sean judíos sefaradím, ashkenazím, orientales, conversos, etc. Todos nos reunimos en comunidad durante los días festivos, para honrar y adorar a Dios, al Único, al Dios de Abraham, de Isaac y de Yaacov.

Jag Sameaj.