2019-02-16 [Num. 709]

Ad

Judaísmo  - Personajes

¿Qué son y quiénes son los Profetas?

Por Hashavua
2015-10-14

Ezekiel profes%c3%ada

Definición de Profeta: El que inspirado por Dios habla en su nombre anunciando sucesos futuros. El que por algunas señales conjetura y anuncia sucesos futuros.

Esta es una definición hallada en un diccionario español y consultados otros, encontramos definiciones i guales o al menos muy similares.

Ahora bien, para los judíos, ¿qué significan los profetas? Estas “personas”, han permitido durante muchos años que conozcamos lo que Dios quiere decirnos, ya que ha sido a través de ellos que hemos recibido los mensajes divinos.

En ocasiones queremos conocer qué pasará en el futuro y si leemos a los profetas, tendremos una respuesta.

Eran personas bondadosas, que en el judaísmo han sido estudiadas para conocer lo que Dios nos quiere decir o lo que debemos hacer.  De hecho, muchas culturas han escuchado a los profetas, teniendo el pasar del tiempo, mucha influencia en el cristianismo y en el islam.

La palabra profeta, se deriva del griego prophetes, que significa el que habla en pro  o antes de y se utiliza principalmente para designar a los profetas hebreos.

Ellos han notificado e interpretado principios religiosos, importantes para el monoteísmo ético, tales como la justicia y la libertad.

Debemos entender que los profetas no vaticinan el futuro, sino que transmiten la palabra de Dios como un llamado de alerta ante una falta cometida.

Los profetas fueron hombres elegidos por el propio Dios para que a través de ellos llegara Su palabra y pudiera ser escuchada, comprendida y utilizada correctamente.

De acuerdo con el texto bíblico, el origen de la profecía se encuentra en la revelación en el Monte Sinaí. El pueblo hebreo temía recibir la palabra divina directamente por lo que le solicitó a Moisés que actuara como intermediario, con lo que se convierte en el profeta por excelencia. (Deut. 5:24).

Al pasar el tiempo, los profetas fueron convirtiéndose en personas en las que podía depositarse cierta confianza, incluso por los gobernantes.

Inicialmente transmitían mensajes cortos y referentes a una situación específica; luego comenzaron a definir y a tildar el comportamiento de figuras importantes que gozaban de algunos privilegios.

La importancia de los profetas viene dada por su rol, el que nos permite concebir una conciencia social y religiosa que valora al ser humanos, en su justa posición, tanto social como religiosa.

Dios no quiso que se profetizara el sacrificio como una ofrenda a Él, solo deseaba que existiera justicia y nobleza de corazón. Todo aquello que diera lugar a elementos simbólicos, los que eran parte de los cultos o religiones antiguas, no constituían lo que Dios quería. El mensaje de Dios, a través de los profetas, fue originalmente dirigido a los judíos y más tarde se convirtió en una razón que elevara al hombre y cualquiera que fuera su creencia religiosa.

Los profetas pueden verse de diversas formas

1.- Imágenes políticas, las que influyeron en el final político de los judíos.

2.-  Predicadores, Existió la creencia de que los profetas podían predecir el futuro; pero algunas profecías eran anunciadas después de sucedido el fenómeno, aunque los escritos que existen confirman que el pueblo creía en los poderes sobrenaturales de Dios, enviados a través de los profetas.

3.- Ejecutores de simbolismos y milagros, Además de predecir el futuro, también realizaban actos simbólicos o milagrosos que permitían aseverar sus palabras.

Los profetas sabían que detrás de cada acontecimiento de la historia, estaba Dios presente, no era un plan como tal, sino algo relativo a la historia en sí.

Resulta interesante que el monoteísmo ético surgió en base a conceptos morales, no rituales litúrgicos; eran un regalo de Dios, así recibido por los judías. La religión debe estar presente en cada momento de la vida y no solamente en momentos determinados en los cuales estamos rezando o en una ceremonia religiosa.

Los profetas siempre pedían devoción y lealtad al pacto acordado entre Dios y el pueblo de Israel; la moral constituía y constituye hoy en día el agente decisivo que determina el destino de Israel y el amor a Dios, a través de los profetas creció hasta convertirse en la relación más íntima  entre Dios y el hombre. Ellos concibieron un mundo en el cual nadie sería perjudicado por el prójimo; cada cual ayudaría al otro en la medida de lo posible y entonces vivir con la certeza de llevar dentro la voluntad divina.

El movimiento profético permitió eliminar los ritos y condujeron a los judíos a centrarse en una religión aplicada a los actos más significativos de la vida diaria.

En próximos artículos daremos una visión general de los profetas más influyentes en el judaísmo.


Fuentes utilizadas

Internet, Tribuna de Israel, Wikipedia, Diccionario de Lengua Hispana



Comentarios de los lectores




Caracteres restantes: 300