2019-11-22 [Num. 749]


Columnistas  - Quién lo Creyera

Jack Goldstein

Jack goldstein
Por Jack Goldstein
Email:
Página Web:
Artículos del autor: 140
Bio:
(Bogotá, 1969). Bachiller del Colegio Colombo Hebreo (1986) y B.S. Cum Laude en Economía de la Universidad de Pennsylvania (1991). Durante 15 años fue floricultor desempeñándose también como Vicepresidente de la Junta Directiva de Asocolflores. Los últimos 20 años se ha dedicado a la hotelería gerenciando Lancaster House, un hotel y centro de convenciones en Bogotá. Es miembro del Centro Israelita de Bogotá y de organizaciones como AJC, KKL y la Fundación Mazal. Ha sido escritor frecuente en Hashavua y es Director de Limmud-Bogota. También ha estado vinculado con algunos procesos de desarrollo de comunidades emergentes en Colombia y de diálogo interreligioso. Entre sus pasiones está la historia del pueblo judío y los viajes extremos por el mundo (Top Ranking en www.thebesttraveled.com). Sus anécdotas de viaje hacen parte del libro “Chasing 193. Vol II. The Quest to Visit every Country in the World”.

Juda Bhuda

2019-06-18

Juda buda

Dentro de los movimientos sociales de los años ´60´s, hubo muchas personas que migraron por diversas religiones. Los efectos de la Segunda Guerra Mundial, el Holocausto, la Guerra de Vietnam y el Consumismo llevaron a varios a buscar respuestas entre filosofías orientales y en la meditación. Algunos judíos encontraron la respuesta en movimientos hippies, otros cruzaron el cerco y se hicieron Jews for Jesus; pero quizás donde porcentualmente más influencia tuvieron, fue en el desarrollo del Budhismo en Estados Unidos, al menos, como porcentaje de la población convertida a esa creencia y filosofía de vida, donde la meditación trascendental es eje. El Jubu es un término acuñado en 1994 por Rodger Kamenetz, en su libro El judío en la flor de loto. Bajo esa definición, encontramos personalidades de la talla de los músicos Phillip Glass y Leonard Cohen, la actriz Goldie Hawn, el pensador Sam Harris, y Alan Lew, conocido como el rabino Zen. Este rabino fundó Makor Or, el primer centro de meditación judía en Estados Unidos, obviamente, en San Francisco.

El rabino Lew fue una persona que se crió judía convencional, pero en su juventud se alejó de sus raíces. Antes de ordenarse como pastor laico, decidió regresar a la práctica de su judaísmo. Casi antes de sus 40 años fue que optó por hacerse rabino. Escribió tres libros y fue muy activo en temas de causas sociales. Quienes lo conocieron, dicen que no era raro encontrarlo durmiendo junto a mendigos en parques públicos. Fue arresto en algunas protestas por temas como demoliciones de viviendas y ejecuciones. Se opuso a la construcción del Muro de seguridad en Israel, pero cada año organizó viajes con grupos de alumnos para reconectar a su feligresía con Israel.

Otro prominente judío budista es Norman Fischer, destacado en la foto arriba Como es el caso que varios que han ensayado de otras filosofías, lo hicieron sin conocer inicialmente mucho de la propia, y solamente tras las tribulaciones de la vida, decidieron regresar a su judaísmo integrando lo que consideraron bueno de ambos mundos. Según Fisher, “necesitamos tradiciones fuertes, pero algunos como yo necesitamos que alcancen a las personas que habitan las brechas entre las tradiciones. Tenemos serios problemas en el mundo y contamos con una masa crítica de personas sensatas y compasivas. Así que simplemente estoy entrando libremente al mundo de varias maneras, y una es como un profesor de meditación judío”. Dentro de los proyectos de Fisher está escribir textos que vinculen las dos tradiciones. Para él, el meollo más grande como Jubu está en el manejo del término del nombre de Dios, y el concepto mismo de Dios. A continuación, les comparto su edición del Salmo 90, en versión Zen y en traducción no autorizada.

Siempre has sido un refugio para mí.
Antes de las montañas, antes de la tierra, ante el mundo
De lo infinito a lo infinito. Estás, me das la vuelta.
Dices, “Regresa niño. Mil años para ti son como un ayer”
Como una hora solitaria en medio de la noche, los apresuras como un diluvio.
Como un largo sueño, como la hierba que se levanta fresca en la mañana
Y por la tarde se marchita.
Estoy consumido por ti, aterrorizado por el tiempo
Y mi desesperación es muy clara.
A la luz de tu cara, todos mis días pasan
En medio de ti, todos mis años reverberan
Como una palabra hablada solemnemente
Los años de nuestra vida son setenta.
Si somos extraordinariamente fuertes, tal vez ochenta
Sin embargo, sólo traen problemas y tristeza.
Porque no podemos olvidar lo pronto que pasan.
¿Qué tan rápido vuelan? ¿Quién sabe tu poder?
Solo puedo temerlo en la oscuridad de cada noche
Ayúdame a entender cómo contar mis días, cómo abrazar mi vida
Que yo pueda alimentar un corazón de sabiduría.
Cuánto tiempo, Señor, ¡cuánto tiempo!
Piensa en mí. Satisfáceme por la mañana con tu amabilidad.
Y me alegraré todo el día
Dame tantos días de alegría en ti, como los días de mi sufrimiento natural.
Los días de mi anhelo y mi dolor.
Muéstrame cómo Tu vives en mi
Bendice a mis hijos, ilumina mi camino con tu belleza.
Para que todo lo que yo haga sea inspirado.
Establece mi vida en ti y deja que todo lo que haga sea tuyo

Bibliografía:

Jewish News of Northern California, por Stacey Palevsky. Rabbi Alan Lew, influential Zen rabbi, dies suddenly at 65.  Enero 14 de 2009

Dharmalife.com




Comentarios de los lectores




Caracteres restantes: 300