2018-07-22 [Num. 679]


Columnistas  - Quién lo Creyera

El origen judío de “Speed Dating”

Por Jack Goldstein
Jack goldstein
2017-03-01

Creyera607

Del New York Times, Who made Speed Dating, Sept 27, 2013

Seguramente han oído del concepto de asistir a un evento diseñado para maximizar el número de potenciales parejas y hacer eficiente el proceso de saber el genuino interés por parte del otro. En tandas de 7 o 10 minutos y separadas por el sonido de una chicharra, en éstas sesiones de Speed Dating, personas de un mismo género van alternando parejas con las que desarrollan un dialogo puntual. Después de cada sesión, ambas personas llenan un breve cuestionario diseñado para definir si existe alguna atracción por la otra persona y luego poder invitar a esa persona a una cita formal. Los resultados son tabulados y los casos de éxito son manifestados a los implicados. 

Este modelo de “dating” fue inventado por el rabino Yaakov Deyo de Beverly Hills, quien viendo la necesidad de formar parejas en un mundo cada vez más acelerado y asimilado, optó por organizar un evento especial. Bajo los auspicios de Aish HaTorah y de un grupo de famosidades de Televisión de Hollywood y expertos en programas concurso, concibieron éste método eficiente para formar varias parejas judías. En un Pette´s Coffee durante la fiesta de Purim, y usando rashanim como chicharras, se realizó en 1998 la primera versión de este evento. Con el tiempo, Speed dating se ha convertido en un fenómeno mundial que ha traspasado las barreras del mundo judío



Comentarios de los lectores




Caracteres restantes: 300